• Toldos El Cuervo

09/07/2021 - www.ElCuervoDigital.es

Esta actuación mejorará la seguridad vial en un tramo de vía muy utilizado en los desplazamientos entre estas dos localidades.

La Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio inició ayer las obras de reparación del firme en casi dos kilómetros de la carretera A-8152, que conecta la Nacional IV con la A-471 y que, además, es una de las vías que conectan los municipios de Lebrija y El Cuervo. La delegada territorial de Fomento en Sevilla, Susana Cayuelas, ha estado presente en el comienzo de estas obras de seguridad vial junto al alcalde de Lebrija, Pepe Barroso, y el de El Cuervo, Francisco Martínez.

Susana Cayuelas ha indicado que se había actuado en otras ocasiones en esta vía de manera urgente, pero que desde hace 15 años (2006) no se habían realizado trabajos específicos de reparación del firme. “Aunque es una carretera de relativo poco tránsito, el tráfico pesado que soporta también ha afectado al estado de la misma, por lo que se hacía necesaria una obra de estas características”, ha indicado Susana Cayuelas. De hecho, a la importante presencia de maquinaria agrícola se suma también la afluencia de camiones, que acuden a un aparcamiento de vehículos pesados en la zona de Los Tollos, ya en el término municipal de El Cuervo. 

 

Las obras, que está llevando a cabo Eiffage Infraestructuras con un presupuesto de 34.798 euros, se centran en un tramo comprendido entre los kilómetros 2,9 y 4,9 de la A-8152, y consisten en la retirada del asfalto o firme de la carretera que se encuentra en mal estado, agrietado o fisurado para su reparación y posterior reasfaltado con una capa de espesor variable entre los cinco y diez centímetros, dependiendo del tramo. Una vez realizadas las tareas de reposición del firme será preciso el repintado de las marcas viales en la zona de actuación. La delegada de Fomento ha señalado que los trabajos finalizarán previsiblemente esta misma semana.

La carretera A-8152, que tiene una longitud de 7,5 kilómetros, conecta Lebrija con la carretera N-IV (Los Tollos). Tiene dos carriles de circulación de 3,5 metros de ancho cada uno y arcén de medio metro y la velocidad está limitada a 90 kilómetros por hora. Se estima que por esta carretera pasan más de 800 vehículos al día, de los que un seis por ciento corresponden a tráfico pesado.